Frenillos Convencionales

Frenillos Convencionales

Los brackets metálicos convencionales constituyen la aparatología más tradicional en ortodoncia, ya que vienen utilizándose desde hace décadas con resultados excepcionales. Estos brackets están construidos acero inoxidable de uso biomédico, lo cual evita la aparición de todo tipo de alergias (excepto en pacientes alérgicos al níquel, en los cuales puede recurrirse a brackets de titanio o brackets estéticos).


Precio Referencial B&S: -

Precio Normal Referencial: -

Suscribete

Descripción

Que hay que considerar de los frenillos Convencionales

Los brackets metálicos consiguen corregir problemas de alineamiento, nivelación y mordida, pero lo más importante en ortodoncia no son los brackets sino el especislista que los coloca que es quien controla todos estos movimientos y cómo se van a mover los dientes.

 

Los frenillos sirven para:

Alinear las arcadas, dejando los dientes completamente colocados.

Corregir problemas de mordida, a veces con elásticos intermaxilares.

Armonizan la sonrisa.

Consiguen unos resultados muy precisos.

 

Ventajas de los frenillos convencionales o metálicos:

Son menos voluminosos que los brackets estéticos. Además, actualmente existen brackets metálicos "mini” que tienen mucho menor tamaño que los brackets metálicos tradicionales.

Cuando un bracket metálico se despega, puede volver a pegarse, lo cual no puede hacerse con los brackets estéticos.

El tratamiento es más rápido con brackets metálicos que con brackets estéticos, ya que la fricción que se establece entre los brackets y los arcos alámbricos es menor en el caso de los brackets metálicos que en el de los brackets estéticos.


No olvide exigir cuando visite a su dentista…

 

1. Cuestionario de salud: Problemas de Salud Actuales, Toma o no medicamentos, Enfermedades Crónicas Presentes.

 

2. Verificar limpieza y orden de la Clínica: Uniforme del dentista impecable, uso de barreras protectoras (Gorro, mascarilla, guantes y gafas). Y para el paciente gafas de protección y pechera con servilleta desechable. Asepsia de manos.

 

3. Verificar el uso de anestesia tópica, para disminuir la molestia de la inyección de anestesia. La inyección debe ser lenta y el dentista debe ir explicando los síntomas. Luego debe esperar unos minutos para que la anestesia haga su efecto. Si al iniciar el tratamiento siente alguna molestia debe informar inmediatamente al dentista.

 

4. Exigir que el dentista le explique de manera clara y didáctica paso por paso el tratamiento realizado, entregándole todas las recomendaciones y precauciones necesarias para el cuidado posterior.